sábado, 10 de mayo de 2008

ADIÓS " DON USTED ".


En este reino nuestro en el que Don Carnal ha barrido ya a doña Cuaresma y forma parte de nuestro modus vivendi sine die , estamos asistiendo impávidos al fallecimiento por inanición del estimado - por mi parte - " Don Usted ". Sí, como lo digo, el USTED está comatoso , en fase de próximo óbito y ni nos enteramos. Creo que no vamos ni a enterrarlo, incinerarlo o, siquiera, echarlo a la basura de reciclaje. Ya se ha reciclado sólo.


Ha sido engullido ferozmente por el "TU ", ¡ con qué fuerza y cuánto silencio !. Mientras el Tu arrasa , el USTED languidece , se nos va...


Pérdida del idioma y síntoma inequívoco , cual punta del iceberg, de que en nuestra realidad no sólo reina el hedonismo, lo fácil, lo rápido, lo cómodo...sino también que se están perdiendo los buenos modales, las normas de educación y cortesía que un día no tan lejano nuestros padres nos inculcaron.


Los niños de ahora, por regla muy general, no saben ni conjugar el USTED. En los colegios todos se tutean, se tratan como "Perico por su casa". A los profesores les llaman por su nombre de pila y tutean al igual que a sus compañeros. ¿ Será causa mediata de falta de autoridad ?.


Pero entre los mayores, se dan iguales circunstancias. Vas al mercado y te pregunta el frutero :

- " Niña, ¿ qué vas a querer ? ". Y una se queda con "las piernas colgando" y contesta sutil :

- " Por favor, me da usted un kilo de peras. ". Y espero a saber si se ha percatado de que le he tratado con la cortesía que , en teoría , merece. Pero no, él sigue:

- " ¿ quieres algo más ?". E insisto.

- " No gracias, me da usted la cuenta , por favor ". Y ya sé qué me responderá...

- " uno ochenta ".

Le doy el dinero, me da el cambio con un " toma " , le doy las gracias nuevamente. No escucho un " de nada " y me voy dando los buenos días que, normalmente, no son contestados ; a lo más, un " adiós ".


Y eso pasa con el frutero, con el médico, con el camarero etc etc.


Sí. No sólo se nos muere el USTED, también el POR FAVOR, las GRACIAS, los BUENOS DÍAS, el DE NADA. A veces me siento como un marciano , porque yo insisto e insisto.
Para terminar, quizás lo que más coraje me da es cuando alguien que se las tiene de culto y educado, me tutea y yo reitero el tratamiento del usted, y vueltas al tu, y yo al usted , y pasan años y siguen...¿ No se dan cuenta ?. ¡ Ah ! estos señores también suelen tener bastantes lapsus del gracias y del de nada, del por favor y del saludo debido.


¿ Qué nos está pasando ? Vamos para atrás. El progreso debe significar vivir más dignamente, no vivir bajo telebasura, mala educación, sexo, violencia y pensamiento único a raudales.

44 comentarios:

Joaquín dijo...

El usted está todavía en uso, pero menos frecuente. Muy extraño en las relaciones en que media aunque sea un poco de confianza (incluso con el frutero al que vamos todas las semanas).

En los tratamientos hay dos cosas que no soporto:

1. Que me trate de usted alguien con el que tengo trato habitual (el usted en ese caso es distanciador y revela una pésima educación, casi de cochero). Y

2. Que se dirija a mí tratándome de "caballero" un desconocido (lo que procede es el tratamiento de 'señor' o 'señora').

Y no olvidemos que hasta no hace mucho (yo no lo he conocido) el tratamiento de usted se imponía incluso en las relaciones entre padres e hijos.

Saber emplear correctamente el tú y el usted depende de distinciones sutiles para las que no vale ningún catón, más que la buena crianza y ser hombres (y mujeres) de mundo.

ANA DE LA ROBLA dijo...

Curiosamente, a mí me ocurre que soy una de las escasas practicantes del usted en mi entorno, con tan malos resultados como los que describes, querida amiga. Hace unos días alguien a quien no conozco apenas me dijo: "puedes tratarme de tú"; y yo pensaba: "pues no me apetece", aunque al final transiges porque de lo contrario pareces insolente.
Para mí un usted ni es distante, sino simplemente cortés; pero quienes carecen de educación desconocen que un usted puede resultar más próximo que la grosería de ciertos tuteos.
No es de extrañar, hermosa amiga, en este mundo nuestro que con pasos agigantados se aproxima a la pérdida de lo que un día dio en llamarse civilización.
Besos.

misántropo dijo...

Yo soy uno de los que asesino al "usted" siempre que puedo, lo odio, es distante, frio, incluso discriminante. Y no tiene nada que ver con el uso del "por favor", "gracias"...

Un saludo de tu visitante discrepante

Gregorio Luri dijo...

En El Café de Ocata se lo respeta escrupolosamente e incluso se lo venera un poco. Es una manera de hacerle el boca a boca.

Ane dijo...

Estas semanas he tenido reuniones con padres de alumnos y hace unos días una madre me sorprendió al dirigirse a mi con un Usted, me sorprendió porque como tú apuntas el Usted está en decadencia y dices bien al apuntar que no solo es esta forma de tratamiento sino muchas otras cosas. Como docente te diré que veo en los niños de hoy en día una carencia absoluta de valores cívicos y normas de cortesía que me dan bastante miedo. un saludo

Caballero ZP dijo...

Veo que en esto del tratamiento hay gustos bastantes dispares.
Saludos

Morgenrot dijo...

Joaquín, comentario sabio el tuyo, no hay más reglas que la del saber estar:

- usar la cortesía , el respeto o incluso el distanciamiento, en el momento oportuno y con la persona debida.

Creo que los usos linguísticos dicen mucho de la realidad en la que vivimos.

Es importante hacer la vida agradable a los demás, y para ello también sirve el lenguaje. Cada vez nos interesa menos agradar al prójimo.

Un saludo fuerte y afectuoso

Morgenrot dijo...

Ana, me alegra que hayas entendido la esencia de mi entrada.

Como soy visceral, per natura, peco de contundente en la expresión, y no siempre me hago entender en el justo sentido.

Tu lo has captado a la perfección, y lo que me cuentas, también lo he vivido en numerosas ocasiones.

Gracias y un fuerte abrazo

Morgenrot dijo...

Misántropo, me alegra que me visites, lo sabes, y que tengas la confianza de discrepar.
¿ Para qué si no están los comentarios ?

Mi padre trata de usted a mi abuela, lo que entendí con "tristeza", pues me parecía que faltaba un lazo de unión entre éllos. Con el tiempo, me di cuenta que sólo era una costumbre, y que se quieren con toda el alma.

Lo que está pasando, como en muchos otros aspectos, es que en España tenemos la tendencia de ir del cero al infinito, sin términos medios.
Desde ese Usted de mi padre a mi abuela, al ¡ oye, tu ! que te dice un niño por la calle.
No se trata de defender el distanciamiento cuando no debe haberlo, sino de la exquisitez de trato y del respeto, cuando las circunstanias lo requieren.

Seguro que tu sabes utilizar el usted, los niños y jóvenes de ahora no.

Besos y gracias por tu cometario.

Morgenrot dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Morgenrot dijo...

Don Gregorio, bienvenido.

Hermoso comentario, y lo del
" boca a boca " viene como anillo al dedo.

Si no le importa, anoto su blog para visitarlo.

Gracias y cordiales saludos

Morgenrot dijo...

Ane, precisamente la idea de hacer esta entrada me vino el viernes, cuando estuve en un cumpleaños de una niña.
Cumplía once años. Fueron veintiseis niños.
Estuve fijándome en éllos, en la forma de dirigirse a mí y a los camareros que los servían.
Son niños de buen nivel social y cultural.
Pensé en el nivel general de los chicos de hoy y me pareció oportuno denunciar la muerte del "usted" porque las nuevas generaciones no saben utilizarlo.
¡ Muy fuerte !

Morgenrot dijo...

Estimado Caballero Z* ( ya sabes que la otra letra la omito ),

Sobre gustos, de todo hay. Pero más allá de los gustos denuncio la formación cultural y en modales de los que estamos criando, de niños y jóvenes que no son capaces de conjugar el usted y el ustedes, y mucho menos conocer la necesidad de usarlo ante personas mayores, desconocidos etc; en definitiva, la falta de uso de las mínimas normas de cortesía.
No sé qué piensas tú al respecto.

Un besote,

Natalia Pastor dijo...

En esta sociedad plana, de colegueo,"megatopeguay", se han perdido los usos y maneras, el tratamiento, el respeto y el protocolo.
En este igualitarismo zafio todo vale.

Joaquín dijo...

Sí, sí, pero las costumbres cambian. Hay momentos claros para el usted (por ejemplo, tratando con el guardia que nos está poniendo una multa) y otros para el tú (una charla entre amigos, o una conversación en un blog). Un tú inapropiado es signo de colegueo indebido... ¡Pero es que un usted fuera de cacho suena a pedante y estirado! No canonicemos el usted.

Saludos, amigas y amigos

Alfaraz dijo...

También es cierto que hay veces en las que no está claro si para no molestar debes usar uno u otro.

Yo reconozco que en ocasiones he hecho virguerías para evitar ambos hasta que el interlocutor se definiera.

.

Fair Lady dijo...

Morgenrot, menos mal que fuera de nuestras fronteras aún persiste el USTED. En países como Alemania o Suiza (por poner un ejemplo) esa cortesía aún sigue estando "muy de moda" y es lo que diferencia la educación y el respeto hacia los profesores, personas mayores y "desconocidos". Hasta paseando por un pueblecito, si te encuentras a alguien venir de frente, te saluda amablemente. Es digno ver la educación del más pequeño.

El fallo en España ha sido permitir que los alumnos tuteen a los profesores. Por lo menos el USTED actúa como barrera hacia la desvergüenza, una vez eliminada, se pierden todos los valores y el respeto. Esta tolerancia ha permitido liberar un pasotismo juvenil cada vez más extendido. Incluso tratan a los padres como “coleguitas”, porque ya no saben diferenciar. Estoy a favor de reimplantar el USTED en los colegios. La gente confunde “progreso y libertad” con “libertinaje”, y ahora mismo existe más de lo segundo.

Lieben Gruss

misántropo dijo...

"Los jovenes hoy en dia son unos tiranos. Contradicen a sus padres, devoran su comida y le faltan el respeto a sus maestros"
SOCRATES

"Los jovenes de hoy no parecen tener respeto alguno por el pasado ni esperanza alguna por el porvenir"
HIPOCRATES

Gregorio Luri dijo...

Misántropo: Pero eso no es porque sean jóvenes, sino porque todos los jóvenes se parecen al tiempo en que viven.

Morgenrot dijo...

Estimada Natalia,

"Zafio" resume mucho, como bien calificas.

Lo del igualitarismo es un cuento, del que cabe esperar más desigualdad en lo bueno, y más igualdad en lo negativo.

Ya ves, lo que tu dices es lo que tenemos y espera a ver más...

Un beso

Morgenrot dijo...

Joaquín, tus ejemplos son certeros, pero no estamos canonizando al " Usted ", es que hay un bosque enorme y frondoso que representa a la vulgaridad, frente a una macetita, que es el "usted" y que representa el saber estar, que regamos poco y mal, de forma que poco futuro tiene.

Gracias por tus elocuentes comentarios y un saludo más que afectuoso

Morgenrot dijo...

¡ Hola Alfaraz !

" Ante la duda, la más menuda ", vamos que me inclino por el usted.

De todas formas, por lo que de tí conozco, creo que no adoleces, precisamente, de saber estar, sino más bien debes ser persona de grata conversaión y exquisitos modales. Lo deduzco por lo que escribes y comentas...
Muchos rasgos de la personalidad se dejan ver en los blogs.

Un abrazo fuerte

Morgenrot dijo...

Misántropo , dicen que la historia se repite... yo me pregunto :

¿ Serán algunos de los motivos que llevaron a la gran civilización helena a la aniquilacion, esos argumentos que Sócrates e Hipócrates afirmaban ?.


Don Gregorio, Sí, los jóvenes son los que MÁS se parecen al tiempo en el que viven.

Saludos más que afectuosos a ambos.

Morgenrot dijo...

Fair Lady, de tí me he acordado cuando estaba haciendo esta entrada, precisamente porque sé que estás educada en Suiza y , como ciertamente dices, en todos los países de habla germana, el Usted es lo normal y el Tu, la excepción usada sólo ante la confianza y familiaridad.

Asimismo, lo primero que aprendes en esos países si estás algunos días allí, es el " bitte ", el "Danke schön! " y el" Bitte schön!", ( por favor, gracias y de nada ), pues lo utilizan constantemente.

Estoy totalmente de acuerdo con lo que argumentas, con especial mención al tema de los colegios que, como madres, sabemos de algo de hijos ...
Un beso

el otro amante dijo...

Respecto a este tema creo que lo mejor es la naturalidad, eso sí, con educación. Alguien puede hablarte de tú y ser muy educado; otros hablan de usted con bastante mala educación. Creo que no hay que exagerar. Yo, personalmente, prefiero el tú al usted, excepto cuando se trata de personas mayores. Saludos.

Bowman dijo...

Estimada Morgenrot, me gustaría comentarle...

¡No puedo! Querida amiga Morgerot, me gustaría comentarte... (así me suena mejor)
:D

Estoy de acuerdo contigo, si bien me he acostumbrado (no por aprendizaje sino por deformación) a utilizar conscientemente usted para distanciar y para acercar. No es el respeto lo que suele guiarme (bastante tuve con aprenderme durante el servicio militar a qué mandos tenía que tratar de usted y a cuáles de usía, ja, ja) pues, por definición la amistad es más fuerte que el respeto.

Eso sí, he llegado a una edad en que cuando se me acerca un/a joven y me dice "Señor, ¿tiene hora, por favor?" (¡aún existen jóvenes así! ¡de verdad! ¡muchos! ¡más de los que quisiera!) me deprimo bastante.
Lo veo como señal de que me estoy volviendo viejo...

misántropo dijo...

Esas citas estaban escogidas para demostrar que en todas las épocas los "adultos" han considerado a los jovenes como descuidados, maleducados, desobedientes...
Esto del "usted" es un tópico de la adultez.

Un abrazo

JL Martínez Hens dijo...

El voce brasileño es una maravilla... no da distancia sino cariño y respeto a la vez.

Creo que tienes toda la razón. Ahora también es verdad que el usted en el lenguaje blog no se adapta demasiado bien.

Nuncio Tamallangos dijo...

Querida Morgenrot,

mucho se ha dicho ya sobre tu entrada (como siempre llego tarde), pero permíteme decir un par de cosas. Tanto el uno como el otro (tú-usted o usted-tú, tanto monta) pueden transmitir lejanía o cercanía, respeto o falta de él. Me da a mí que tenga que ver con el tono utilizado para emplearlos y con las palabras circundantes. Dicho esto, sería una lástima que alguno desapareciera (y ciertamente, el peligro lo corre el "usted").

En efecto, como se ha dicho, la juventud "siempre es joven" y siempre ha parecido, a los ojos de los que la ven con distancia, rebelde y malcarada. Pero no creo que la idea de Morgenrot fuera criminalizar a la juventud, ni hacerla responsable de la desaparición de las buenas maneras. Creo que se refería a ello más como un síntoma que como una causa. (No en vano, hablaba también de su frutero maleducado, jejeje).

Para acabar, me gustaría parafrasear a Bufalino (en cita robada del blog de elPerdedor, baúl siempre de buenas cosas): “En medio de tantos tú, sancionados ahora por el uso, mezcló sin corregirlo un usted”.

Besos.

Fair Lady dijo...

Meine liebe Freundin Morgenrot, tú lo dices!! Quizás la enseñanza en esos países es más severa, pero mi educación me ha servido para respetar a los demás y ser más cordial, se logra más siendo amable que rudo, por ello no entiendo como no pueden dar las gracias, decir de nada o por favor. Ser cortés no significa rebajarse, aunque algunos lo interpretan como tal. En fin, de desagradecidos está el mundo lleno. Esperemos que retomen los buenos modales.

Tengo un corazoncito esperándote en mi casa de la playa. Pásate cuando tengas un momento:

http://paisajesconencanto.blogspot.com/2008/05/premio-i-love-you-this-much.html

Lieben Gruss

Aguabella dijo...

MORGENROT, nunca he tuteado a alguien a quien no conozco y encima me siento como si fuera idiota por hacerlo,me doy cuenta que ya casi nadie utiliza el Usted.
fijate que hasta las operadoras que te llaman por telefono para ofrecerte internet o cualquier cosa se dirigen de esta forma:
Hola me llamo fulatina de tal esta Tomas en casa?
Pero como que si está Tomas en casa? sera D. Tomas o el Sr. Apellido no?
el Usted hay que seguir utilizandolo hombre!!que todos no somos amigos ni tenemos la misma edad.
besitos guapa

Joaquín dijo...

Para vivir no quiero
islas, palacios, torres.
¡Qué alegría más alta:
vivir en los pronombres!

Quítate ya los trajes,
las señas, los retratos;
yo no te quiero así,
disfrazada de otra,
hija siempre de algo.
Te quiero pura, libre,
irreductible: tú.
Sé que cuando te llame
entre todas las gentes
del mundo,
sólo tú serás tú.
Y cuando me preguntes
quién es el que te llama,
el que te quiere suya,
enterraré los nombres,
los rótulos, la historia.
Iré rompiendo todo
lo que encima me echaron
desde antes de nacer.
Y vuelto ya al anónimo
eterno del desnudo,
de la piedra, del mundo,
te diré:
«Yo te quiero, soy yo».


Pedro Salinas

Morgenrot dijo...

Hola " El otro amante ", suelo ser persona muy sensible pero a la vez de carácter fuerte, y visceral. Cuando hablo, o escribo lo hago no sólo con la mente, sino que pongo en éllo mi corazón.
Por eso puede parecer que exagero, pero si me permites, te digo que creo que no. Es mi forma de expresarme.
La educación es algo que se transmite de generación a generación y que , depende, de las circunstancias de cada individuo. También pueden ser muy distintos los conceptos que tengamos sobre la educación.
Cuando me refiero al fallecimiento posible del "Usted" es una forma de referirme a que el saber utilizarlo junto con otras normas de cortesía, está siendo absorbido por una cultura del " todo vale " y de que toda exquisitez es una antigualla a minusvalorar o menospreciar, al menos en gran parte de las nuevas generaciones.

Sólo hay que ver algunos programas de la telvisión para notarlo.

Un cordial saludo con " tu " ensalzado.

Morgenrot dijo...

Bowman, eres un magnífico pragmático con ingenio para dar y regalar.

A ver, el día que te preguntaron la hora ¿ no sería un 28 de diciembre ?
¿ Y si fuera un mal amigo disfrazado de niño el que te preguntó la hora con el "señor" y el "usted", para que te diera un bajón de autoestima y te sintieses un viejete ?

Piénsalo.

Un besote, que eres simpático a admirar.

Morgenrot dijo...

Misántropo estimado, ya sabía lo que querías que entendiéramos con esas dos citas que, por cierto he guardado en mi cajón con llaves por ser excelentes, y efectivamente hacen pensar.

Pero el paso de generación a generación supone una evolución, y lo largo de la historia la evolución en ocasiones no ha sido más que involución. Por algo han ido muriendo las grandes culturas, y quedando cenizas de la que , después, resurge algo inferior a lo que ayer fue.

Occidente se transformará y nuestra sociedad también, el "usted" es sólo un síntoma nimio.

Besos

Claudio dijo...

Bueno, no nos pongamos demasiado serios. El "duzen" alemán, ta) o tampoco está mal. El usted, demasiado usado, es un coñazo. Una sociedad demasiado envarada, ufff. Pero es cierto, que est fini el respeto.

De todas formas, es siempre una cuestión de equilibrio. Me da igual que el camarero me trate de caballeo (es el único que lo hace) o que las corbatas hayan muerto y sólo las utilicen los banqueros par a clavarte la estaca de una hipoteca en las junturas de los hígados vitales....

Gran entré Morgenrot, sutil, fina, y perspicaz ... Diese Frauen!!!

y al frutero, mandalo a paseo... y vete a otro "mas antiguo" como nosotros, sehr geehrte Dame.

la telebasura: la solución está en tener el derecho a seleccionar canales limpios de una multitud de canales que van a existir por la TDT

El_locomotoro dijo...

Que razón tienes Morgenrot, es el día a día, difícil batalla esta, si hasta en los anuncios, nos tutean, nos tratan sin ningún respeto, con una cercanía que huele a comadreo; no cuesta nada decir usted, no es mas serio si no mas respetuoso; la educación se pierde, y eso solo nos embrutece, no hay mas que ver las noticias.
Saludos

Morgenrot dijo...

Estimado José Luis M. Hens,

Gracias por tu comentario. Tu que en los juzgados andas, sabrás bien eso de que te traten , a veces, con una confianza que no es tal, sino falta de cortesía.

En los blogs, el "Tu" es lo normal, pero también hay blogs en los que sí se usa - conozco varios-
el Usted. No obstante, aquí suele existir un mayor nivel linguístico que en otros lares de intenet.
Besos.

Morgenrot dijo...

Mi queridísima Fair Lady, tu mejor que muchos sabes de esa otra cultura en la que aún no se ha perdido la cortesía en el lenguaje y , por ende, es una cultura ejemplar en cuanto a la educación social.

Ya me he pasado " por tu chalet de la playa" , y he recogido lo mucho que me ofreces, pero te adelanto que he elaborado otro blog y que haré una entrada informando...Danke

Küssen

Morgenrot dijo...

¡ Mi querido Nuncio ! ¡ Tu nunca llegas tarde, porque en mí siempre creas dicha !

La primera parte de tu comentario es tan perfecta y sensata que merece un post.
Tu segunda parte, es aclaratoria " en la esencia " de mis intenciones , de forma que pareces conocerme mejor de lo que yo creo. Y es que donde hay química...

La cita de Bufalino en ese buen blog que es el del Perdedor, es magnífica. Gracias por hacernos partícipes de élla.

Siempre inteligente , tú, mi muy querido Nuncio. Un fuerte beso con agradecimiento en el alma.

Morgenrot dijo...

¡ Aguabella , tu eres una señora de los pies a la cabeza !.

Ayer me comentó un militar retirado, lleno de indignación, que había ido al banco y la señorita le preguntó :

"¿Tienes domiciliada con nosotros tu pensión o nómina ?"

Este señor , una magnífica persona y muy a la antigua usanza, me lo contó como si fuera una ofensa.
Lo que le dije fue que lo vieron joven, y él me contestó que por muy joven que lo considerase, la chica no tenía más de 30 años y por tanto, era mucho más joven que él.

Lo dicho, el " usted " está en decadencia lamentable.

A ver si me paso por tu casa, que aún me acuerdo de tu entrada de gafe ¡ qué bueno !

Besos mil

Morgenrot dijo...

Joaquín, ¡ Gracias por tan hermosísimo poema ! ¡ Qué maravilla !

Lo he leído varias veces días atrás y hoy lo he vuelto a leer otras pocas, y en cada ocasión más obtengo de él y más genial me parece.

Lo que no sé es si sabrán apreciarlo los que no saben usar el "usted " y es que llegar a la altura de Salinas, es mucha altura, al menos para mí.

¡ Qué tú y qué yo !

Creo que habrás dejado maravillado a muchos de los que aquí comentan, y es que Joaquín, es mucho Joaquín.
Un millón de gracias.

Morgenrot dijo...

Claudio, cuánto me alegra que te asomes por aquí y comentes con ese humor tan inteligente que te honra.

Lo de las corbatas, me ha encantado. Le he enseñado a mi marido tu comentario, porque llevo tiempo modificando su armario pues no me gusta el método monotemático de vestir el hombre.
Es más difícil ser elegante sin corbata y qué atractivo suele estar un hombre bien vestido sin el uniforme oficial de traje y corbata (salvo para las ocasiones en las que sí hay que llevarlas ) .

Gracias por tus piropos, eso siempre agrada y procuro no creérmelo, espero no llegar nunca a ese grado de idiocia.

Al frutero...ya he cambiado de frutero. El actual es más viejo y aunque no es un Lord inglés, al menos es más respetuoso.

Y la TDT a ver cuándo llega, porque hay que ver las nochecitas de cambia canales que nos damos...

Danke und Küssen, lieber Claudio

Morgenrot dijo...

Querido Locomotoro,

Compruebo con agrado que nos igualamos en opiniones sobre el sentido del posible fallecimiento del "usted " arrasado por el tuteo y el todo vale, y mientras menos palabras, mejor.

Bueno, nosotros a bloguear.

Besos